‘Disarm’, música y cultura contra el tráfico de armas y drogas

messico_01_pedro_reyes_disarm_getty

‘Disarm’, Armas redimidas. El artista mexicano Pedro Reyes transforma armas incautadas al narcotráfico en instrumentos musicales

Ametralladoras que asesinaron indiscriminadamente a un puñado de rivales, rifles de asalto que anunciaron la muerte, granadas anticarro que se estrellaron contra una familia que pasaba por allí camino de casa, mensajeras de odio y codicias ajenas… se rebelan ahora contra quien las construyó, contra quien dio la orden de dispararlas y contra quien lanzó la bala.

Ar_Pedro-Reyes_Disarm_081El artista Pedro Reyes (Ciudad de México, 1972) ha convertido 6.700 armas confiscadas a los cárteles del narcotráfico por el Ejército mexicano en instrumentos musicales en una exposición que está dando la vuelta al mundo con el nombre de “Disarm” (“Desarme”). Las redimió. De ser sopladas por el instinto de la codicia (el 70% del armamento que está asesinando en México procede de EE.UU) a adquirir una vida completamente distinta a través de la sensibilidad de diferentes músicos.

Son las propias armas las que, al transformarse en instrumentos musicales, ponen en evidencia a sus amos, a aquellos que labran su fortuna a costa de facilitar la muerte de otros seres que viven en otros países, en la pobreza, acumulando un odio que está azuzado desde muy lejos.

Todo empezó en el año 2007; Reyes propuso a la población de Culiacán, cuna de uno de los cárteles de la droga más violentos de México, la donación de armas para plantar árboles (“Palas por Pistolas”). Sorprendentemente, le fueron entregados 1.500 artefactos que, fundidos y purificados por el fuego, se transformaron en palas para cavar la tierra y aferrar nuevas raíces. Ese gesto evidenció lo fácil que resultaba adquirir un instrumento para matar y lo atrapados que se sentían algunos mexicanos en ese entorno de violencia. Normalmente, cuando uno puede elegir, elige el árbol, la vida.

disarm-5Años después, un amigo de Pedro Reyes que trabajaba en un Programa Para la Prevención del Delito se acordó de él cuando hubo que destruir un arsenal incautado a diferentes organizaciones mafiosas y, una vez inutilizado el armamento, se lo entregó para que lo transformara. Se trataba de coger un rifle y mirarlo de una manera completamente diferente para preguntarle qué sonidos, a parte del impacto de una bala, podía sacar de las entrañas. Con la ayuda de músicos inició esa investigación que acabó fundando una banda. Y fue posible escuchar en concierto cómo de ese plomo salía “Imagine” de John Lennon empuñado con el alma de diferentes músicos. Pero también que ellas solas, a través de la tecnología y con la ayuda del laboratorio Cocolab, ofrecieran conciertos en diversas exposiciones por el mundo. Una orquesta formada por antiguos asesinos que pone en evidencia la perversión de la industria armamentística.

El próximo reto es organizar talleres de música en Pittsburgh (EE.UU.) y Querétaro (México) para que adolescentes que están iniciándose en el mundo de las bandas, el trapicheo y la violencia intenten formar sus propios grupos de música. Igual que el armamento cruza las fronteras con total impunidad entre estos dos países, su antídoto puede utilizar su misma senda. El peligro de la cultura es que nos recuerda que somos libres y, por eso se la teme tanto y se hace lo imposible para silenciarla.

One thought on “‘Disarm’, música y cultura contra el tráfico de armas y drogas

  1. Josep Andreu P.

    Señor Pedro Reyes: magnífico proyecto ¿Podría hacer algo parecido con los políticos que nos gobiernan en España?
    Aquí es que silban, pero para otro lado…

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>